¿Es bueno realizar un master sin experiencia?

26 06 2009

Pese a que en Europa existen maestrías dirigidas a profesionales recién egresados, en América Latina la experiencia de los alumnos es considerada un criterio clave de calidad y éxito.

Santiago. La experiencia laboral es un requisito indispensable en las escuelas de negocios de América Latina a la hora de realizar un MBA. Pese a que en muchos países del mundo existen maestrías dirigidas a profesionales recién egresados, en la región la experiencia de los participantes es considerada un criterio clave de calidad y garantía de éxito.

En Estados Unidos y sobre todo en Europa, a diferencia de América Latina, existe una clara división entre maestrías para profesionales con experiencia y maestrías para licenciados universitarios sin o con muy poca experiencia. Para los ejecutivos de estos países, realizar, por ejemplo un Master en Management es muy rentable ya que supone un primer contacto con el funcionamiento de una empresa y la posibilidad de acceder a un puesto de trabajo con una calificación muy superior a quien no ha realizado una maestría.

Sin embargo, para los académicos de las instituciones regionales, la capacidad para desarrollar patrones mentales de problemas empresariales requiere repetidas vivencias de problemas similares, por lo que sólo teniendo esas plantillas de problemas, encontrarán de utilidad los modelos y las herramientas que las escuelas les ofrecen.

Según comentó a AméricaEconomía.com, Virginia Lasio, directora y profesora de Comportamiento Organizacional de Espae, Ecuador, “un profesional aprovecha mejor un MBA si posee experiencia previa. No necesariamente experiencia directiva pero haber estado expuesto al ambiente de una empresa u otro tipo de organización”.

La especialista explicó que la reflexión sobre las experiencias, desde diversas perspectivas conceptuales en un MBA, facilita y enriquece el aprendizaje y prepara además para un futuro de conocimientos permanente.

Para la mayoría de los expertos latinoamericanos, las maestrías relacionadas con la administración tienen una orientación práctica, uno de los factores que se relaciona más es el intercambio de experiencias. Por esto es que usualmente se pide a los postulantes que tengan al menos dos años de experiencia en un cargo de responsabilidad.

“El paquete compensatorio típico ofrecido a un graduado del MBA con más de tres años de experiencia puede ser dos veces mayor al que se le ofrece a los graduados sin experiencia. Consecuentemente, un estudiante con experiencia recupera más rápidamente la inversión en la maestría”, explicó el decano de Incae, Niels Ketelhöhn.
Por su parte, Ricardo Pino, director de Centrum Alianzas de Perú, afirmó que la experiencia previa es necesaria, no sólo para el aprendizaje del alumno sino para que éste aporte al aprendizaje de los demás participantes en su clase.

“En un MBA se da el aprendizaje colaborativo, en el que el análisis desde diferentes puntos de vista empresarial ayuda a que todos desarrollen una visión amplia y gerencial de los negocios. Existe interdependencia en el aprendizaje de los alumnos”, aseveró. 

Sin embargo, el académico aclaró que si la maestría es considerada una especialización, ésta podría verse como una extensión del pregrado y, por ende, los alumnos no verían necesaria una experiencia previa para realizar un MBA.

“Muchos alumnos preguntan por qué llevar en un MBA algunos de los cursos que ya llevaron en pregrado, como si fueran a repetir lo mismo. La respuesta es porque el enfoque es distinto. La visión de los participantes y el análisis que efectúan se enriquece porque relacionan los temas de clase con su día a día profesional, algo que no se logra en pregrado”, afirmó.

Maestrías in Management. Al contrario de las escuelas de negocios latinoamericanas, las europeas ofrecen a sus recién graduados la posibilidad de realizar una maestría sin haber trabajando previamente. Estos programas, los Master in Management, abordan aspectos más amplios de administración, pero la principal diferencia que tienen con un MBA es a qué tipo de persona van dirigidos.

“Los Masters in Management tienen un carácter generalista en donde se estudian todas las aéreas de una empresa y, posteriormente, permite a quien lo realiza una especialización. Va dirigido a personas con poca experiencia que quieran conocer el funcionamiento de una empresa o aquellas que tengan claro un área de la empresa y que quieran acceder a un primer puesto de trabajo con una base de conocimientos más sólida”, explicó Fernando Fontes, director de Relaciones Institucionales para Iberoamérica del IE de España.

Agregó que el MBA, por el contrario, “va dirigido a personas con experiencia que no hayan realizado un Master in Management y que quieran progresar en su carrera profesional, después de varios años trabajando”.

Según el especialista, el mercado laboral europeo reconoce igualmente a los Masters in Management y a los MBA en los distintos momentos profesionales de cada persona, por lo que no es conveniente evaluar cual es mejor o peor que otro, o si realmente es bueno o no realizar uno de los dos.

“Creo que no debemos hablar de ventajas o desventajas de cada uno de los programas, sino de la correcta elección de un master, dependiendo de las circunstancias de cada persona y de cual es la etapa de su carrera en la que se encuentra”, concluyó.

http://www.americaeconomia.com/293371-Es-bueno-realizar-un-master-sin-experiencia.note.aspx


Acciones

Information

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s